Porque nunca me canso de mirar a la tierra...


No hay razón de dejar de mirar al cielo. 
O a la tierra en este caso.
A veces, el mejor lugar para mirar
no es hacia adelante,
sino hacia abajo.






Comentarios